Connect with us

Investigación

La inminencia de un nuevo modelo político

Estamos ante un escenario inédito en el modelo político de nuestro país; un modelo en donde los desacuerdos se ventilan abiertamente, lo que nos da pistas sobre lo que puede suceder en los próximos meses.

Redacción

Published

on

Pablo Trejo

La semana anterior hicimos un breve recuento de lo que podrían ser las consecuencias económicas de que los Estados Unidos impusieran un arancel progresivo a las importaciones mexicanas por no prestar la suficiente atención para detener el flujo de migrantes centroamericanos hacia ese país.

El panorama lucía por demás complicado, y nuestra base exportadora se preparaba para las peores noticias, lo que finalmente no sucedió al lograrse el acuerdo intermedio que al menos, por los próximos 45 días elimina la posibilidad de que inicie una guerra comercial en el corto plazo.

Evidentemente, en toda negociación se pierde y se gana. En el mundo actual, resulta casi impensable que cuando dos actores se sienten en una mesa de acuerdos, uno de ellos logre todos sus objetivos, mientras que el otro salga con las manos vacías. Los equilibrios son muy importantes en la geopolítica actual.

Sería muy complicado definir un ganador en la negociación bilateral. Del lado de los analistas afines al gobierno, lo más importante fue el haber detenido las amenazas económicas de Trump; y por el contrario, del lado antagónico, la negociación resulto extremamente costosa para nuestro país. Nos salió mas caro el caldo que las albóndigas.

Si ese debate no fuese suficiente, en las últimas horas, Porfirio Muñoz Ledo, un aliado natural del presidente, salió a ventilar de manera pública, su inconformidad con los resultados de las negociaciones, ya que, a su juicio, cedimos demasiado y terminamos, en los hechos, convirtiéndonos en el anhelado muro de Donald Trump, al tiempo de afirmar que la Guardia Nacional no nació como un organismo dedicado a labores migratorias; y si eso no fuera suficiente, dejo entrever que más allá de lo que se ha dado a conocer de manera pública, existen unas negociaciones secretas que resultan aún más onerosas para nuestro país.

Es muy probable que el esquema de la estrategia encabezada por Marcelo Ebrard contemplara lidiar con las criticas de la oposición y con un ala de la prensa crítica. De la misma forma, es altamente probable que contemplara la posibilidad de que Trump, rompiendo protocolos diplomáticos, difundiera más información de la acordada, tal y como lo hizo inmediatamente después de visitar a Peña Nieto en el marco de la campaña a la presidencia de los Estados Unidos.

Con lo que estoy seguro que no contaba Marcelo, era con la súbita aparición de un férreo crítico proveniente del círculo cercano de López Obrador, y es que, a decir verdad, Porfirio Muñoz Ledo sorprendió a más de uno con su abierta crítica al acuerdo.

Estamos ante un escenario inédito en el modelo político de nuestro país; un modelo en donde los desacuerdos se ventilan abiertamente, lo que nos da pistas sobre lo que puede suceder en los próximos meses.

Morena, mucho más que un partido político, se convirtió en un instrumento, en un espacio en donde confluyeron todos aquellos que consideraban la urgencia de un cambio de régimen, y una vez logrado el objetivo, comenzarán a hacerse evidentes las diferencias. Es como si en un mismo vehículo se hubieran subido muchos pasajeros con un mismo destino, pero con fines diferentes. Una vez llegado al punto deseado, seguir juntos carecería de sentido. ¿Será acaso eso lo que está pasando?

Lo nuestro es la #política en la #CDMX; si en verdad te late la grilla chilanga en las redes, visita nuestra página: http://elinfluyente.mx

Continue Reading
Advertisement Article ad code
Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Los influyentes

Twitter

Facebook

Advertisement Post/page sidebar widget area

Recientes